La verdad sobre el entrenamiento para mujeres

17:37
 
Compartir
 

Manage episode 274238855 series 1254187
Por construyetufisico.com descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.
https://construyetufisico.com/entrenamiento/la-verdad-sobre-el-entrenamiento-para-mujeres/ Escribir un artículo dirigido a mujeres es un territorio nuevo para mí. Nunca tuve la necesidad de escribir sobre entrenamiento en un formato específico solo para mujeres. Escribo artículos de entrenamiento para humanos. Y la última vez que miré, las mujeres también eran humanas. Cualquier artículo que haya escrito se aplica por igual a hombres y mujeres. Entrena como un ser humano individual Cuando se trata de entrenamiento físico, el mayor error que cometen los entrenadores es entrenar a las mujeres de manera diferente que a los hombres. Y la trampa más grande en la que caen las mujeres es pensar que tienen que entrenar de manera diferente a los hombres. Si un grupo de hombres sin entrenamiento y un grupo de mujeres sin entrenamiento hacen la misma rutina, ¿qué pasa? Pues que los dos grupos progresan. Las rutinas que desarrollan la fuerza y ​​la hipertrofia o la velocidad y la explosividad en un hombre hacen lo mismo en una mujer. Una mujer haciendo un programa de entrenamiento con sentadillas con barra, peso muerto y press de banca progresará en esos movimientos. Si una mujer entrena los levantamientos olímpicos pasa lo mismo, ella se vuelve más fuerte y ganará explosividad.. La única diferencia está en el objetivo del individuo. ¿Dónde quieres estar dentro de un mes, dentro de seis meses, dentro de dos años o cuando llegues a los 40, 50, 60...? Los objetivos cambian a medida que una persona cumple años, pero los objetivos básicos, como estar libre de lesiones, mantener niveles decentes de movilidad y mantener los niveles básicos de fuerza, siempre deben estar ahí, sin importar su edad, o si eres hombre o mujer. Digo yo. Si un hombre o una mujer practica un deporte en particular, será ese deporte el que dirá qué ejercicios, movimientos y habilidades necesita practicar para mejorar. El método no cambia según el género. En lugar de buscar una rutina mágica diseñada específicamente para mujeres, lo que importa más es seguir un programa de manera constante, esforzarte, marcar tu nutrición y dormir lo suficiente. Si no aplicas estos elementos a tu entrenamiento, podrás seguir la mejor rutina diseñada por alguna entrenadora de mujeres gurú y no darás ni un paso para conseguir tus objetivos. Pero sigue esos cuatro puntos mientras haces una "rutina de fuerza y ​​acondicionamiento para hombres" y progresarás seguro. Ningún programa se aplica a todas las mujeres Cualquier programa debe ajustarse para que se adapte exactamente a donde te encuentras ahora mismo, en este día. Que el entrenamiento se ajuste a tu vida y no tu vida al entrenamiento. Las sentadillas fortalecen las piernas y los glúteos de un hombre o una mujer, sin embargo, como individuo, tal vez te resulte más interesante entrenar sentadillas frontales en lugar de sentadillas traseras. No es una cuestión de ser hombre o mujer. Es cuestión de que te interese trabajar, de si hay alguna molestia, de cual es tu objetivo. Peso muerto normal o peso muerto sumo va a depender más de tu estructura, la longitud de tus piernas o el ancho de tus caderas más que el ser hombre o mujer No puedes cambiar tu estructura ósea o tu genética y estas características físicas determinan qué tan bien respondes a los ejercicios y movimientos, particularmente en rangos de movimiento más extremos. Algunas personas están diseñadas para hacer sentadillas con pesos enormes, hombres o mujeres, y otras están diseñadas para levantar pesos por encima de la cabeza o hacer cientos de dominadas sin esfuerzo en comparación con otras. Que no te vendan que todas las mujeres deberían poder hacer sentadillas profundas con una postura de sentadilla sumo, porque como ellos lo ven, estáis hechas para dar a luz. Pero ese punto de vista no tiene en cuenta la estructura ósea de una mujer individual. No importa cuánto lo intentes, la forma en que estás construida puede no permitirte hacer peso muerto o ponerte en cuclillas con una postura amplia. Y puede que un hombre sí, aunque no podamos tener hijos. Tanto en hombres como en mujeres, los músculos están unidos a los huesos a través de los tendones. Los músculos se contraen y los tendones tiran de los huesos y ¡voilà! Las cosas se mueven. Sin embargo, cosas como el embarazo y los ciclos mensuales pueden afectar el entrenamiento, y las mujeres deben comprender cómo sus cuerpos se ven afectados por los niveles hormonales. Ya escribí un artículo sobre como entrenar según tu ciclo menstrual. Pero incluso el ciclo menstrual es una cosa que hay que individualizar. Por supuesto a los hombres no aplica. Pero cada mujer tiene un ciclo menstrual diferente, con diferente fluctuación de hormonas. Así que ni siquiera en eso se puede generalizar. Tus metas no son tan diferentes Cuando se trata de objetivos fitness, ¿qué quieren la mayoría de las mujeres de su entrenamiento? Verse y sentirse más saludables, verse bien desnudas, estar más fuertes y más “tonificadas” o ser más atléticas. No sé los demás tíos, pero yo quiero exactamente eso mismo. Lo curioso es que, ya seas hombre o mujer, si entrenas duro para ser más atlético, obtienes todas esas otras cosas. Esto viene en un paquete cerrado. Hay cosas generales que son ciertas para la mayoría de los hombres o la mayoría de las mujeres. La mayoría de los hombres quieren músculos más grandes, brazos y pecho más grandes. Eso es hipertrofia. La mayoría de las mujeres quieren un trasero tonificado y bien formado y brazos tonificados. Eso también es hipertrofia. Ambos quieren estómagos planos. Eso viene de comer bien y tener un % de grasa bajo. Muchas mujeres caéis en la trampa al pensar que necesitáis programas "especializados" diferentes a los de un hombre para obtener los mismos resultados. Veamos, por ejemplo, perder grasa corporal. La alimentación saludable se reduce a lo que funciona mejor para una persona. Algunas mujeres responden mejor a niveles más altos de carbohidratos saludables y niveles más bajos de grasas y proteínas. Otras mujeres son todo lo contrario. A algunas mujeres les va muy bien con una dieta vegana y a otras con una dieta paleo. ¿Adivina qué? Lo mismo ocurre con los hombres. Si un hombre o una mujer responde mejor a una dieta vegana, no existe una fórmula mágica por la que la mujer deba seguirla de manera diferente un hombre. No existe una dieta exclusiva para mujeres ni una dieta exclusiva para hombres. Simplemente hay comida. Encuentra qué tipos de alimentos y qué combinación de macronutrientes (grasas, proteínas, carbohidratos) funcionan mejor para ti y listo. El entrenamiento de mujeres es una táctica de ventas No te venderé un montón de tonterías que las zancadas son el mejor constructor de glúteos para las mujeres o alguna clase de spinning o power-lo-que-sea es la solución mágica para mujeres El mejor consejo que le puedo dar a cualquier mujer es que no pierda tiempo en programas de "formación para mujeres". Esa gente tiene algo que vender. Si sigues lo que hacen los hombres y mujeres más rápidos, fuertes y mejor preparados del mundo, te volverás más fuerte y más rápido. Conseguirás el cuerpo que deseas y alcanzarás las metas que te hayas marcado. Esto es una de las cosas buenas que tiene el CrossFit. Todos hacen el mismo entreno, solo se adapta la intensidad a cada individuo. Un swing con pesas rusas es un swing hecho por un hombre o una mujer. La técnica es la misma. Desarrolla los mismos músculos y fuerza en ambos sexos. La forma en que un movimiento o programa afecta al cuerpo humano no está determinado por el género. Lo único que cambia es lo que funciona mejor para ti como individuo. Puedes estar en un grupo de edad diferente, tener lesiones que otros no tienen, tener problemas de salud que otros no tienen y tener objetivos diferentes. Lo único que puede hacer que la ejecución de un movimiento sea algo diferente es la estructura física de tu cuerpo. No tengas miedo de levantar pesado Busque un programa que se adapte a tus objetivos. Pruébalo y luego ajústalo para que se adapte a tus problemas, objetivos y gustos individuales. Levanta con buena técnica, duerme bien y come sano. No tengas miedo de poner más discos en la barra o más placas en la máquina. Mover más peso con la técnica adecuada y la cantidad adecuada de trabajo te llevará a donde quieres estar más rápido, más seguro y mejor que cualquier programa diseñado por alguien que te vende la idea de que, como mujer, debes entrenar de manera diferente.

262 episodios