Sin Mascaras, Tu, Tu Familia y Tu Descendencia

28:14
 
Compartir
 

Manage episode 302858077 series 2868931
Por contacto@iglesiaetp.com and Iglesia ETP descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.

2ª Corintios 3:18.

Las máscaras son actitudes que usamos para escondernos de los demás, para que no vean lo que nos avergüenza, un defecto o un error, temor, miedo o que nos conozcan tal y como somos. Todos en algún momento hemos usado máscaras que no nos dejan ver la hermosura de nuestro rostro. Cada vez que miras tu defecto, tu desnudez, o la desnudez de otro, necesitas una máscara.

Hoy en día el mundo está envuelto en engaños e hipocresías, en nuestras vidas, hogares y familias hay divisiones, contiendas, iras, celos y envidias; la culpa, vergüenza, falta de perdón, amargura, raíz de amargura, el miedo, resentimiento y orgullo hacen que nos coloquemos máscaras, con el único fin de vernos bien o que nos vean bien.

La palabra mascara significa: disfrazar, encubrir, esconder, deformar, fingir; Llevamos máscaras para distintas situaciones, para conseguir objetivos, para llevarnos bien con los demás y adaptarnos, por temor a que vean quienes somos realmente.

Una de las manifestaciones de las máscaras que llevamos encima se encuentra en el libro de Santiago 1:23-24: El que no es hacedor de la palabra se oculta detrás de mascaras, olvida cual es su apariencia, se ve en el espejo luego comienza a ser otro, ya que no tiene una identidad, no sabe quién es en Cristo. El Señor siempre ha anhelado un pueblo “Sincero”, “Sin máscaras” y con una identidad con Él.

Jesús los llamó hipócritas, esta palabra hipócrita tiene las siguientes connotaciones: falso, mentiroso, vano, iluso, porque detrás del hipócrita hay una mentira, tibieza y falta de decisión y compromiso para ser verdadero delante de Dios y cuando vamos a la raíz encontramos la desobediencia, la rebeldía, no queremos hacer correcciones, no queremos enderezar lo torcido y más bien queremos aparentar algo que no somos y que no hacemos… preferimos seguir en las mismas, continuar el mismo camino sin importar que nos estamos llevando por delante a nuestras próximas generaciones.

¿Quien es un hipócrita?: Es el que deliberadamente y como hábito pretende ser alguien que no es, finge actitudes y sentimientos que no tiene, un hipócrita se define como una persona de doble animo, comienza algo y no lo termina, anda fingiendo que es una cosa cuando en realidad es otra, nunca muestra su verdadera cara, tiene muchas caras, una para cada lugar, para cada momento y para cada circunstancia.

Detrás de las personas de doble ánimo hay un corazón lleno de: CULPA, VERGÜENZA, FALTA DE PERDÓN, AMARGURA, RAÍZ DE AMARGURA, MIEDO, RESENTIMIENTO, ORGULLO.

En el mundo espiritual vemos 4 espíritus inmundos que se mueven tras la hipocresía:

  1. Falsa humildad: Es un mascara muy dañina, ya que se considera un espíritu que logra engañar a las personas a su alrededor e incluso a ella misma, pero jamás podrá engañar a Dios Jeremías 17:9-10.
  2. Doble animo: Espíritu inconstante, nunca persevera en lo que inicia, nunca termina lo que comienza, es inmadura espiritual: Santiago 1:8.
  3. Pecado Oculto: El pecado oculto es un cáncer espiritual: no se ve, ni se siente, pero destruye todo a su paso y cuando finalmente se descubre, puede ser demasiado tarde.
  • El pecado oculto aparentemente no se ve, pero está ahí y causa daño, inhabilita para luchar contra el enemigo, algún día saldrá a la luz y trae vergüenza y destrucción repentina.
  1. Religiosidad: El portador de este espíritu aparenta ser una persona muy espiritual, Le gusta ser visto por los demás, le da más importancia a lo externo (lo que se ve) que a lo interno (el corazón), dicen pero no hacen; Jesús los llamó “Escribas y Fariseos hipócritas…”, Mateo 23:27-28, los “Religiosos” No llevan una verdadera relación con Dios, sino que conocen bien la palabra pero no la ponen por obra.
  • Jesús lo declaró en Marcos 12:38-44: "Y les decía en su doctrina: Guardaos de los escribas, que gustan de andar con largas ropas, y aman las salutaciones en las plazas, y las primeras sillas en las sinagogas, y los primeros asientos en las cenas; que devoran las casas de las viudas, y por pretexto hacen largas oraciones. Estos recibirán mayor condenación.”.
  • Lucas 11:52: "¡Ay de vosotros, intérpretes de la ley! porque habéis quitado la llave de la ciencia; vosotros mismos no entrasteis, y a los que entraban se lo impedisteis.”
  • La raíz del problema de estos religiosos es que su corazón está muy lejos de Dios, consideremos algunas de las consecuencias:

“Vamos a colocar palabra de Dios en nuestra boca, la boca de Dios se coloca en nuestra boca y nos convertimos en profeta de Dios para derribar y para plantar, hoy te convertirás en un transformador, un destructor de pensamientos negativos, de vicios y plantarás pensamientos de fe y de verdad, hoy traspasamos la justicia de los hombres y derribamos toda injusticia que se levanta contra nuestra vida, familia y descendencia para dañar el propósito y el destino que Dios tiene para nosotros” Jeremías 1:10.

“Nos convertimos en columna de hierro y muro de bronce, los enemigos no te harán daño y quedarán postrados y destruidos, porque Dios te convierte en una columna de hierro y en un muro de bronce" Jeremías 1:18-19.

“Veo escuadrones de ángeles con mazos y con martillos rompiendo la tierra y avanzando para poseer la herencia que Dios prometió”, un primer escuadrón al mando de Miguel, guerreros que destruye todo lo que se levante en contra de nuestras vidas, hogares y descendencias, son designados para cambiar las cosas que nosotros no podemos cambiar en nuestras fuerzas, el segundo escuadrón de ángeles al mando de Gabriel el anunciador, y se cumplirá lo que dice Isaías 55:11.

263 episodios