Reseña - Joker

45:17
 
Compartir
 

Manage episode 248355846 series 2152320
Por Pista Galgodromo descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.
Este es el guasón ideal. Para éste tipo de película. Acabada la discusión sobre cuál ha sido el mejor Joker de toda la historia, pasemos a lo siguiente. Twitter: @eseauto Instagram: elinstadepada Siguen y seguirán las dudas sobre la elección de Robert Pattinson como el próximo Batman. Para éstas alturas, ya deberíamos haber aprendido que hay que esperar siempre el resultado final y no sufrir en vano. Porque para eso son actores. En menor medida, pero suceden, los casos cuando se anuncia a algún director para un proyecto de un género por el cual no se le tiene identificado. El responsable de llevar las riendas de “Joker” es Todd Phillips. El mismo de Road Trip, la adaptación en cine de Starksy and Hutch y nada más y nada menos que la trilogía de Qué pasó ayer?, o sea The Hangover. Para Due Date, volvió a trabajar con Zach Galifianakis, pero ahora al lado de Robert Downey Jr, y además de ser una excelente cinta que deben ver ya por si se les pasó, sirvió como una perfecta transición entre la comedia pura de sus anteriores trabajos con algo más “serio” como fueron “War Dogs” y ahora, “Joker”. Es así. La persona responsable de contratar a Phillips para encargarse de la cinta del villano de Batman vió algo que nosotros no. Y por eso, esa persona tiene ese puesto, y nosotros no. Porque para eso, son directores. Y para suerte de Phillips, le consiguieron a Joaquin Phoenix. Irónicamente, ambos habían rechazado trabajar anteriormente para alguna cinta del Universo Cinematográfico de Marvel pues no les satisfacía la visión que éstas producciones traen detrás. Al contrario, y por separado, tanto Phillips como Phoenix ya habían expresado realizar algo más de bajo presupuesto, en el caso del primero, e interpretar a un villano, que bien podría ser el Joker, en el caso del segundo. La oportunidad se abrió cuando en Warner Brothers decidieron que a lo mejor había que desencariñarse de su Universo Extendido en el cine, y darle paso a otros proyectos que no formaran parte de aquellas cintas que querían unir a los personajes de la Liga de la Justicia. Si no fuera porque todo esto está documentado, pensaría que ésta película ya se estaba preparando y que alguien sugirió “Y se le ponemos Joker y la hacemos del Joker?”. Aunque claro, si así hubiera sido, nunca lo sabríamos. Porque bien podría ser una película que no se tratara de la nemesis del Hombre Murciélago. Simplemente la historia de un hombre al cual le van llenando el saco de piedras, hasta que explota y comienza su transformación. Porque en los últimos días me han preguntado que qué tanto tiene que ver con el cómic? Y la respuesta simple es: nada. Sin embargo, fue precisamente ahí donde Phillips encontró la oportunidad de hacer su versión. Sin ningún compromiso con los fans y lectores del cómic, y con un campo fértil, para apropiarse del personaje, como también lo hizo Joaquin Phoenix. Cualquier discusión y opinión sobre "Guasón" comienza y finaliza con cómo Joaquin Phoenix la voló del estadio. El reconocimiento de los especializados para con ésta cinta ya comenzó al otorgarle el Leon de Oro, el más alto reconocimiento, en el festival de Venecia. Y no dudemos que así nos la vamos a llevar hasta inicios del 2020, cuando acumule nominaciones y premios, tanto en Globo de Oro como en Óscar. De los cuales, Phoenix tendrá muchos. Si no es que todos. Porque también hizo suyo al Joker. Porque es inhumano cómo logra llorar y reirse al mismo tiempo. El dolor que nos da cuando nos reímos por mucho tiempo, a éste le surge por lo miserable que es. Porque moldeó su cuerpo, literal, para ser una figura patética, y sin embargo, convertirlo en un ser elástico que cuando baila, viaja a otro mundo en el que, posiblemente, las cosas le salieron mejor. Ahora bien, al tener éste lienzo en blanco para crear un nuevo Joker, como ya lo mencionaba, cae en el síntoma de los últimos tiempos de la humanización de los villanos. Perdón si ya había citado éste ejemplo anteriormente, pero lo repito para ejemplificar. Uno de los infortunios que tiene la trilogía precuela de Star Wars fue humanizar a Darth Vader. En las películas originales, era una fuerza del mal. Y ya. Era malo porque era malo. Pero cuando conocimos su historia del niño que quedó sin madre y que ésto permitió su seducción al lado obscuro, entonces ese mal encarnado se convirtió en algo que pudimos justificar. En un ser humano al cual comprendimos. Y al ponerlo al mismo nivel que nosotros, entonces dejamos de tenerle miedo. Lo mismo ocurre con éste Guasón. El tipo al cual le pasó de todo. Enfermedad mental? Adoptado? Maltratado? Perdedor? Todo. Echenselo en una bolsa, pónganselo para llevar y claro, acaba por reventar. Tan es así, que hasta sus acciones se van convirtiendo en situaciones predecibles. Sentado al lado de su madre, la cual se le acaba de caer del pedestal? No me digas que la va a matar? Y la mata. Al 90 por ciento de su transformación en Joker y frente a las cámaras de televisión? No me digas que va a matar al presentador? Y lo mata. Y entonces bu bu, pobrecito Joker, es que ha sufrido mucho. La cinta tan lo lleva por éste camino, que entonces para el final, no se convierte en una amenaza a la cual tanto ellos, el sistema, como nosotros, el pueblo, deberíamos tenerle miedo, sino en una figura más cercana al anarquista de la máscara de Guy Fawkes de V de Venganza. Si tu película comienza con el nombre de la misma en letras grandes, que abarcan toda la pantalla, y con un tinte retro, entonces conocemos bien tu objetivo: la quieres festivalear y nos quieres convencer de que se puede hacer otro tipo de cine a partir de los personajes creados en impresos de cuando costaban 10 centavos. De lo primero, pues muy bien, que te vaya muy bien y que se abra la puerta para más. De lo segundo, también muy bien, porque estamos sastifechos. Logan lo había conseguido, pero no dejaba de ser una película de Wolverine, con compromisos para con la franquicia, los estudios y la audiencia. Joker simplemente no obedece a nadie. Joaquin Phoenix hizo lo que quiso. Todd Phillips hizo lo que quizo. Y hasta Robert De Niro también. En un papel tan pero tan sabroso, que queremos ya, un show nocturno de variedades con él como anfitrión. Los easter eggs, influencias y referencias de “Joker” las encuentran aquí mismo pero en la versión podcast de ésta reseña.

86 episodios