EP1: La compra de la primera propiedad

12:37
 
Compartir
 

Manage episode 306462382 series 2937434
Por Raul Luna and Raul Luna Bienes Raices 180 descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.

Detrás del miedo se encuentra el resultado que tú quieres. Romper el miedo en tu primer trato de bienes raíces, porque puede ser muy emocionante y me puedo regresar yo a la primera propiedad que compré en mi vida, cuando la pude comprar y que pude poner el esfuerzo, el tiempo sin saber lo que estaba haciendo, yo recuerdo que estaba totalmente tembloroso; estaba firmando los documentos en la compañía de título y me sentía cómo con duda, con incertidumbre me sentía con un miedo; me que me estaba aterrorizando prácticamente entonces Yo entiendo lo que se siente cuando haces las cosas por primera vez el miedo puede ser literalmente tu carcelero o puede ser tu futuro, todo depende si tú lo superas.
Cuando quise hacer el intento de comprar mi primera propiedad fue la edad de los 16 años de edad; obvio, no tenía la edad, mi padre no calificaba para crédito porque en aquel entonces recolectaba estampillas, no tenía cuenta bancaria, no tenía crédito, no tenía nada. Cuando le pedí ayuda a mi familia, sentían raro, “¿como que este mocoso está queriendo comprar algo a esa edad?” Lo único que yo tenía a mi nombre eran $30 mil dólares. Entonces no se pudo, pero a los 19 años se logró.
Compro la primera propiedad. La realidad es que a pesar de que yo nací en los Estados Unidos, me crié en México, después de los primeros 8 años, regreso a Estados Unidos. Recuerdo que me tocó ver como en México la familia trabajaba como caballos, como animales y llegaron a los Estados Unidos y me tocaba ver qué trabajaban igual de duro, si no es que más fuerte, con la intención de algún día regresarse a su país.
La mayoría se fueron pensando en que se regresaría, y nunca han regresado; llegaron con sueños grandísimos y llegaron con planes. La mayoría de sus planes, ya no existen, mayoría que dijeron que regresarían, no volvieron. Y sus vidas cambiaron totalmente; algunos, obviamente, han hecho cosas excelentes y otros se quedaron patinando.
Yo creo que es lo típico, ¿no? Yo llegué acá también, comencé a trabajar todo tipo de trabajos; desde reciclando botellas, lavaplatos… recuerdo entregar pizzas a domicilio y recuerdo que todos esos años fue el primer intento a los 16 años de comprar mis propias 4 unidades, 4 apartamentos. El miedo jamás se va a eliminar, siempre va a existir.
Lo que debes de hacer es aprender a bailar con el miedo, ¿cómo lo vas a romper?, número uno, tienes que adquirir conocimiento. Pero no es como que tienes que saberlo todo; porque hay gente que piensa que tiene que saberlo absolutamente todo para poder tomar acción y te lo digo de antemano; las personas que están pensando de esa manera son precisamente las personas que literalmente no van a ver resultados en sus vidas porque, te lo puedo aclarar desde ahorita, una de las maneras de aprender y una de las formas de romper el miedo es poniendo la acción poniendo la acción, hay que adquirir el conocimiento en los bienes raíces.
Quiero que te imagines lo siguiente. Imagínate un árbol. Un árbol tiene un montón de ramas, especialmente, si es un árbol con grande, así también los bienes raíces tiene muchas ramas por todas partes; la parte comercial, la Industrial, la parte de oficina, la parte de terreno, la parte de construcción, la parte de comprar ya destruidas y renovar, la parte de poner contratos, la de poner propiedades en contrato y revender el contrato.
Entonces lo que tú tienes que saber es ¿En dónde estoy ahora? Yo tenía en aquel tiempo ahorraditos los $30 mil, pero no tenía crédito, no tenía un empleo estable, los 30,000 no alcanzaban, no alcanzaban para comprar la propiedad. Literalmente que tuve que pedirle al dueño, sino estaría dispuesto a financiarme.
Nunca se me olvidará, la persona que me lo vendió, dijo “necesito que tu papá avale también el préstamo”, porque se pensaba que, como estaba muy chico, probablemente no iba a poder salir con la responsabilidad. Yo sé que a la gente, el miedo los detiene, pero si no aprendes a romperlo, entonces no vas a lograr el resultado que quieres lograr.
Conocimiento es un paso, pero también tienes que saber ¿en dónde estoy? Yo ahorita tengo dinero, sí o no. Tengo crédito, no tengo crédito. Tengo un empleo estable sí o no, lo que sea.
Hoy quiero que tú me veas el día de hoy como la persona que solamente da dirección. Pero tú tienes que ser el que va a ir poner la acción. Si tú dices “Oye pero no tengo dinero, ni crédito, ni un buen empleo, ni tengo estabilidad”
Perfecto, entonces a esa persona lo que yo le voy a recomendar, que estudie lo que es el Whole Sale 101. ¿Qué es? Es cuando aprendes a comprar las propiedades al precio más reducido posible, las pones en contrato y luego vas a vender el contrato, le vas a dar vuelta al contrato, vas a revender ese acuerdo ese contrato, traspasarlo por una ganancia.
¿Cómo vas a romper el miedo? Primero que nada, hablamos de conocimiento, hablamos de que ocupas adquirir conocimientos. Número dos, asegurarte de creer, tienes que creer que de corazón, el dinero no lo tienes que tener tú, si no cambias la manera de creer, no va a cambiar tampoco el resultado y el cambiar la forma de creencia no es como que la cambias ya ahorita y que perdura todo el tiempo, no funciona así. Entonces, quiero que tengas esto en mente porque hay gente que yo le he escuchado múltiples veces decir:
“Raúl, es que tú dices que no se ocupa dinero, y si se ocupa”. No se ocupa dinero, volviendo lo mencionado, si la pusiste en $100 mil, pero vale $200 mil, entonces tú la puedes vender en $110 o $115,000 y la diferencia es que tú no tienes que tener dinero para cerrar.
La puedes hacer “assigned”, se la transfieres, vas a transferir el contrato entonces ojo, si tú transfieres el contrato para un inversionista final, un comprador inversionista, la persona que tiene que tener el dinero, la persona que va a tener que tener crédito ,que va a tener que demostrar, es la otra persona; no tú.
El detalle que te pasa, que estoy seguro que mayoría de nosotros nos sucede, a mí me sucedía, el día hoy no, pero al principio de mi carrera sí; lo quería hacer todo. Yo quería ser el comprador. Yo quería ser el comprador, como no sabía que podía pedir dinero prestado, se me hacían las cosas imposibles Sentía que todo era yo y te voy a decir una cosa si todo es “Y-O” entonces significa que vas a hacer muy poco.
Porque, entonces, no estás pensando en forma grande la razón por la cual hemos expandido Nuevos Horizontes y acelerado en resultados, es porque se compran propiedades aún bajo descuento, revendemos los contratos a una pequeña ganancia, y esa ganancia puede ser desde $5000, cómo puede ser cientos de miles de dólares. ¿De qué depende? depende qué tan bien tú estés comprando, identificando propiedades, entonces, ¿tú cómo vas a ver el miedo? yo te puedo decir que si adquieres conocimiento, te va a dar seguridad, esa seguridad, te va a dar certeza, eso permite que tomes la acción, esa acción te va a permitir el que vayas haciendo el miedo a un lado.
Pero, ojo, para que entiendas esto; hay múltiples maneras de cómo no ocupas dinero y te acabo de decir que compres a precio reducido y vendes el contrato, es una manera.
Número 2 puedes comprar la propiedad, y si la compras, puedes asociarte con alguien más que tenga lo que tú no tienes; ejemplo no tengo mal crédito, no tengo dinero, no tengo empleo. Pues asóciate con alguien que tenga crédito, es más, asociate con tres, uno que tenga crédito, otro dinero y otro que tenga un buen empleo.
Búscate un socio que tengo un empleo búscate un socio que tenga dinero y búscate un socio que tenga crédito y ahora entre los cuatro compran la propiedad. Nada debería de ser imposible. El “imposible” se lo ponen aquí en la cabeza; cuando hay gente que me escribe o la escucho de decir que no es tan fácil como yo lo digo, pienso:
“Oye pues tú mismo lo estás haciendo difícil también” porque si el hombre ha podido ir a la luna, y ha regresado a la luna, significa que existe una manera y esa manera es una manera exacta. El invertir, en bienes raíces es literalmente una receta; hay una cierta manera. Y esa cierta manera es como un servidor invierte.

59 episodios