Virtud de la Pobreza – V

38:23
 
Compartir
 

Manage episode 288261636 series 2852625
Por Comunidad Amor Crucificado descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.

La virtud de la pobreza V

"Sigue al Cristo desnudo en desnudez"

5ta Semana de cuaresma, 2021

Lourdes Pinto & Jordi Rivero

Mis discípulos llevan Mi yugo, el madero de la Cruz, unidos a Mí. Yo soy su Todo. (Diario de una MDC, 30/enero/18: “Misión de los 12”: Mt 10:1-24)

P. Raniero Cantalamessa, Pobreza:

Pobreza y Cruz

La pobreza ha seguido a Cristo hasta la cruz. Fue aquí donde realmente se “esposó” a la pobreza. En adelante no se puede elegir el uno sin la otra: ni Cristo sin pobreza, ni pobreza sin Cristo. (p49)

Si observamos la vida de los más grandes amantes de la pobreza en la historia de la Iglesia, vemos de inmediato que el amor a Cristo, el deseo de “seguir al Cristo desnudo en desnudez”, como dice La Imitación de Cristo, está en el corazón de todo. (p50)

A la luz de todo esto, la pobreza aparece no tanto como una virtud o un consejo, o un ideal estético, ni siquiera solo como un carisma, sino como una participación íntima en el misterio de la persona de Cristo, y por ese mismo hecho, en el misterio de Su Esposa, la Iglesia. (p50)

96. Como esposa, tu vida debe ser para consolarlo —Diario de una MDC.

Durante la Consagración en la Santa Misa sentí que Dios Padre me hablaba en mi alma. Él dijo:

¿Estás ahora lista para ser el sacrificio de amor de Mi Hijo?... Ya no te puedes preocupar por lo que otros piensen de ti, ni por tu reputación, solo puedes preocuparte de complacer a Mi Hijo. Ya no eres Su sierva, sino Su esposa. Como Su esposa has de vivir para consolarlo y serle fiel por amor a Sus deseos(19/2/11).

Pobreza, la perla preciada

· “El reino de los cielos se parece a un tesoro escondido en el campo: el que lo encuentra… lleno de alegría, va a vender todo lo que tiene y compra el campo.” (Mt 13, 44). Jesús dice que el hombre vendió todo, no para buscar un tesoro, sino porque lo había encontrado. La pobreza no es el precio que debemos pagar a cambio del Reino. Es el efecto, no la causa, de la llegada del Reino. (P.44, Pobreza)

· He encontrado la Perla de gran valor: la pobreza.

* Jesucristo, nuestro Dios, se hace pobre. La expresión perfecta de su pobreza es su obediencia hasta la Cruz. Está crucificado desnudo. Su desnudez es la máxima expresión de su pobreza. Permite voluntariamente ser despojado de toda su gloria y poder. La pobreza de su desnudez revela nuestro orgullo, vanidad, sensualidad, amor propio…

Cuando la perla preciada de la pobreza se encuentra en Jesús crucificado, el alma debe estar dispuesta a vender todo para poseer esta perla. Debo permitir y cooperar con el Espíritu Santo para que me despoje de todo lo que es mío, tanto de las cosas materiales como de las cosas interiores más difíciles: deseos, expectativas, seguridades (tanto mundanas como talentos ...), opiniones, planes, reputación, conocimiento, un total abajamiento. Esto solo puede suceder a través de la llama ardiente del Espíritu Santo.

* San Juan de la Cruz llama a la pobreza espiritual “desnudez”, la cual define como la renuncia a aquellos bienes que pueden permanecer en el alma, como los deseos, los apetitos y los consuelos. (p113, Pobreza)

* 2.º Clavo de Purificación: Camino Sencillo a la Unión con Dios.

Ahora ya no sentimos Sus consuelos como antes y debemos caminar en la oscuridad de la fe, en confianza perfecta. Seguimos teniendo emociones, pero ahora, habiendo tenido profunda intimidad con Dios, nuestra unión ya no depende de consuelos. (segundo grado de pobreza). (pág.209)

Ahora vives en paz, en la oscuridad de la fe, sin Mi dulce consuelo.… (Camino Sencillo # 67, p.209)

69. Desolación unida a Mí —Diario de una MDC.

En tiempos de desolación es cuando tu vida tiene el mayor poder y fecundidad. En Mi desolación en la Cruz, Mi vida mostró con más brillo el amor de Dios Padre. Mi desolación hizo que Mi fe en Mi Padre irradiara su perfección.

–Por medio de Mi desolación, di a luz a Mi Iglesia y a todos sus sacramentos.

–Por medio de Mi desolación, di a luz a todos Mis hijos, Mis sacerdotes.

–Por medio de Mi desolación, el Espíritu Santo amplió el corazón maternal de Mi madre para abrazar a toda la humanidad.

–Es en tus tiempos de desolación que el Espíritu Santo y Mi Madre desean unirte más íntimamente a Mí.

-Es en tus tiempos de desolación que se te da la oportunidad y la gracia de sufrir conmigo.

–Es por medio de tu desolación que puedes llegar a conocer el dolor, el sufrimiento y el amor de Mi corazón.

–Es a través de tu desolación unida a la Mía que tu vida también tendrá la mayor fecundidad.

Mi desolación era tan importante para la salvación del mundo que el Padre quiso que Mi madre continuase sufriendo Mi desolación en la tierra. Con su sufrimiento de soledad Ella continuó Mi desolación y produjo y sigue produciendo una lluvia de gracias para el mundo.

Yo deseo que las almas que me aman vivan sus momentos de desolación unidas a Mí y completamente abandonadas al Espíritu Santo. De esta manera, Mi fuerza oculta adquirirá el poder de Dios para vencer a la oscuridad del mundo. Mi Cruz no es Mi cruz sin el poder de las desolaciones vividas con perfecta fe (2/3/11).

¿Por qué la pobreza es la perla más preciada? ¡A través de la pobreza, la desnudez del alma se reviste de Dios, de Su Luz!

Es la Llama de Amor, el Espíritu Santo, quien nos lleva a descubrir la perla de gran valor, la pobreza, y exclamar: “Me he enamorado DE LA POBREZA!!!!!”

“Bienaventurados los pobres de espíritu porque de ellos es el Reino de los Cielos” (Mt 5,3)

110. Espíritu de pobreza —Diario de una MDC. (Camino Sencillo)

Quiero enseñarte acerca de la pobreza, el espíritu de pobreza. Hay pobreza material, pero el espíritu de pobreza es mucho más beneficioso para tu alma. Me entristece mucho cuando Mis hijos (los sacerdotes) y los religiosos viven la pobreza material, pero no van más allá y no permiten que el Espíritu Santo los lleve a vivir el espíritu de pobreza ... Vives el espíritu de pobreza cuando permites al Espíritu Santo, a Mi Madre Santísima y a Mí despojarte de todo interiormente: de tus deseos, expectativas, planes, apegos, seguridades, consolaciones en las amistades, incluso consolaciones en Mí, para quedar completamente vacía. Es un alma que ha sido despojada de todo, que está vacía y puede ser llenada con Mi vida...

Mi Señor y mi Dios, ¿qué puedo hacer para participar en esta obra?

Jesús respondió: «Déjate perfeccionar por medio del sufrimiento. Sufre con mayor confianza en Mí ... Sufre con mayor abandono y amor (8/7/2010).

La pobreza espiritual y la pobreza material no se pueden separar. Cada una requiere de la otra. El cristianismo nunca ha abogado por una pobreza espiritual incorpórea que pueda prescindir por completo de la pobreza real o que pueda coexistir con exceso material. (p89, Pobreza)

* “Ni dos túnicas” – Mis discípulos deben vivir en sencillez como yo, pobres, nunca en exceso. (30/1/18, Misión de los 12)

Los pobres "en espíritu" son los pobres que son "creyentes". Es como si Jesús hubiera dicho: Bienaventurados ustedes los pobres, "porque habéis creído". (p98, Pobreza)

116. Lo que significa creer —Diario de una MDC. P.311 (Camino Sencillo)

… El intelecto puede recibir Mi Palabra y manipularla, pero el Espíritu penetra el corazón con Mi Palabra y lo transforma.

Creer es abandonarte a Mí para que yo pueda hacerte una nueva creación por medio de Mi Espíritu. ¿Qué se requiere para creer? Humildad y sencillez. Por eso digo que debes ser como un niño para verdaderamente llegar a creer y seguirme…

Conexión de pobreza de espíritu con humildad y sencillez

San Agustín: "El hombre humilde es pobre de espíritu".

Los pobres de espíritu se ven a sí mismos como totalmente dependientes de Dios para todo y solo pueden relacionarse con Dios como un deudor, en un espíritu de pura gratitud. (p101, Pobreza)

Dos elementos esenciales del pobre de espíritu: humildad y confianza en Dios (abandono confiado)

Estos dos elementos se unen en lo que se conoce como el salmo de la infancia espiritual: (p102, Pobreza).

Señor, mi corazón no es ambicioso…

Como un niño en brazos de su madre…

Así está mi alma dentro de mí.

Espere Israel en el Señor ahora y por siempre.

– (Salmo 131, 2-3)

*13 dic 11, Sencillez

Pero el espíritu de pobreza es mucho mayor que la pobreza física. Es desapegarse de tus propias ideas, deseos, planes, sueños, metas ... Es un completo abandono a Mí, tu Dios y Salvador. Esto requiere gran diligencia y abandono a Mi Espíritu. Esta sencillez e inocencia de corazón es la razón la que Abba, Padre ha encontrado favor contigo. Deseo la sencillez de la inocencia de un niño con su madre... Es grato al Padre y al Hijo que pongas tu completa confianza en Nosotros.

Regreso a la Unidad

El segundo nivel de humildad, deseando únicamente la Cruz como uno con Cristo, y el segundo y tercer nivel de pobreza van de la mano. Son los frutos de los clavos de la crucifixión del Capítulo 4 de El Camino Sencillo a la Unión con Dios.

P. Raniero Cantalamessa, Pobreza:

Al dar a la humanidad el mandamiento de “amar a Dios con todas tus fuerzas” como primer mandamiento, Dios invita a hombres y mujeres a concentrarse en un solo amor, invitándolos en cierto sentido a la renuncia y la pobreza. "Amar a Dios", dice San Juan de la Cruz, "significa despojarse de todo lo que no es Él". (p112, Pobreza)

Para llegar a la unidad, hay que tomar el camino opuesto y proceder por el camino de la disminución, el rebajarse, la entrega… Este es el camino de la pobreza. (p112, Pobreza)

Dos movimientos en los seres humanos: (p114)

  1. Movimiento interior –hacia las profundidades del alma. (Movimiento hacia la unidad).
  2. Movimiento hacia afuera – hacia la acción (querer, conocer, tener). (movimiento hacia la multiplicidad.)

¿Qué sucede al final de este viaje de retorno a la interioridad? Tiene lugar una Natividad, "el nacimiento de Dios en el alma". (p115)

¿Y de qué manera ocurre todo esto? Precisamente por la pobreza espiritual. Una persona no puede proporcionar un entorno más favorable en el que Dios pueda actuar de esta manera que desprendiéndose, no solo de las cosas, sino también de todas sus actividades e ideas.

¿Y cuál es el fruto posterior de todo esto? El Padre no solo engendra a Su Hijo dentro de ti, sino que tú mismo eres engendrado como un hijo de Dios y recibes poder.

San Agustín: (p119, Pobreza): "No vayas afuera. Vuelve a tu interior, porque la verdad habita en el hombre interior".

Habiendo alcanzado el centro de sí mismo, en la crudeza de su propio ser, el hombre no solo se encuentra a sí mismo, o el silencio, o la ausencia de todo, o el vacío. Encuentra en vez el Ser, el Verbo, la Presencia, la Plenitud.

Por tanto, el mensaje de Eckhart y los místicos, en general, no es que se deban abandonar los compromisos y retirarse una vez más del mundo, sino que se debe “restablecer el equilibrio y el ritmo vital entre exterioridad e interioridad, entre unidad y multiplicidad”. Necesitamos redescubrir las riquezas contenidas en el fondo del alma, para verterlas en las relaciones humanas, que solo pueden salvarse mediante la renovación interior de los individuos”. (p120)

*Deseo llevarte a la profundidad de Mi Sagrado Corazón para sumergirte en el Amor. (Camino Sencillo #36 p126)

San Francisco de Asís: (p121, Pobreza)

“Hay muchas personas que dedican todo su tiempo a sus oraciones y otros ejercicios religiosos y se mortifican con ayunos prolongados, etc. Pero si alguien les dice tanto como una palabra que implica reflexionar sobre su autoestima o le quitan algo, inmediatamente se levantan en pie de guerra y se enojan. Estas personas no son realmente pobres de espíritu. Una persona es realmente pobre de espíritu cuando se odia a sí misma y ama a quienes le golpean en la cara”.

Beata Ángela Foligno: (p122)

"La verdadera pobreza de espíritu es tal que el alma puede realizar obras sin ninguna intención y sin preocuparse por ningún mérito".

La bienaventuranza de los pobres de espíritu conduce a la de los puros de corazón

87. Cómo responder al deseo de Cristo por la unidad —Diario de una MDC.

Yo deseo atraerte a la verdadera unidad, la unidad del amor de la Santísima Trinidad. La unión de dolores te llevará a la unión de Amor. La mirada del Padre está sobre ti. Sé amor. Vive solo para el Amor olvidándote de ti misma.

Mi Señor ¿Cómo puedo vivir solo por Amor olvidándome de mí misma?

Vive para complacerme. Vivir en la unidad de la Trinidad es vivir mirando al Padre, a través del Hijo, para complacerle en todo (18/3/12).

93 episodios