Él llegó primero

10:24
 
Compartir
 

Manage episode 257033558 series 1026879
Por Lorell Quiles descubierto por Player FM y nuestra comunidad - los derechos de autor son propiedad de la editorial, no de Player FM, y el audio se transmite directamente desde sus servidores. Presiona el botón de suscripción para rastrear cambios en Player FM o pega el URL del feed en otras aplicaciones de podcast.

Algunos detalles hermosos de Jesús en el encuentro con la mujer Samaritana (Juan 4)

1. A Jesús le era importante pasar por Samaria. Cuando otros evitaban pasar por ahí a toda costa, a Él le era importante estar ahí.

Para Jesús es importante encontrarse con nosotros. Aun cuando quizás muchos puedan evitarnos por desinteres o porque quizás nuestra condición de vida “los repele”, para Jesús no es igual. El es el primero para el cual esta relación es importante y por eso en vez de evitarnos, hizo y lo dio todo por llegar a Samaria.

2. Jesús llegó “cansado” del camino. Jesús no se acerca a nosotros como uno que NO comprende nuestra fragilidad y nuestro cansancio. Esta mujer llevaba años tropezando en un camino que la dejó en bancarrota emocional. Ella tenia una historia de dolor, pero Jesús también. El está cercano a nuestra condición humana.

3. Jesús le pidió de beber. Jesús NO se acercó a ella apuntando a su mal estilo de vida y a cuánto tiempo habia perdido tratando de “saciar su sed”. Por el contrario, con esta petición Él le estaba diciendo: “¿Tú tienes sed? ¡Yo también!. ¿Tú buscas a quien amar y quien te ame? ¿Buscas a quien hablar y alguien que quiera escucharte? Yo también.”

Jesús se hizo cercano a nuestras necesidades físicas y afectivas. El comprende aun, nuestros intentos por saciar esa sed de afecto y atención que todos tenemos

4. Jesús llegó primero que ella. Y este aspecto creo que es el más importante. La Biblia dice que el llegó al pozo y luego ella llegó. Pareciera que Jesús es “el nuevo” en este escenario. Pareciera que “Jacob” estuvo primero; que este pozo es lo único que hay. Que así es mi familia, así ha sido siempre mi vida... yo sé cómo es mi esposo, mi esposa... ¿cómo me dices tú que hay OTRA AGUA, otra manera? ¡Yo soy la experta/el experto aquí!

Nuestro acercamiento a Dios a veces es así. De hecho, cuando oramos sentimos que nosotros comenzamos la conversación, pero ha sido Él quien que la comenzó. Él llegó primero. Antes que el pozo de Jaco Él es; antes que nuestros padres, Él es y nos amó; antes que tú, Él es y te habló.

El iniciador de esta relación y de esta conversación es Él . Para Él fue importante iniciar esto que tú ni siquiera esperabas ni sabías. Él llegó primero y te amó antes de que tú pudieses amarlo de vuelta. Por eso, puedes confiar que tu Samaria (tu historia, tus pecados) NO son un obstáculo para que puedas acercarte y hoy decirle: “Toma mi agua ( mi vida). Intervén en mi escenario. Dame de beber de tu vida.”

47 episodios